Reflexión 17: Un amor de preferencia


Como queréis que hagan los hombres con vosotros, así también haced vosotros con ellos. Porque si amáis a los que os aman ¿Qué mérito tenéis? Porque también los pecadores aman a los que los aman. Lucas 6:31-32

Un Amor de Preferencia

Este es el nombre que podría ser dado al amor humano. En efecto, usted y yo siempre estamos dispuestos a amar a las personas que nos aman, las que nos parecen simpáticas y amables.

El amor de Dios es de una naturaleza totalmente diferente. Se manifestó hacia nosotros cuando aún éramos débiles, impíos, pecadores, enemigos (Romanos 5: 6, 8, 10). El hombre ama cuando allá en otra persona motivos para ello: Hallamos a esto un amor de preferencia. Al contrario, todos los motivos de Dios para amarnos se hallan en su propio corazón, de modo que ese amor se extiende a todas las criaturas humanas, sin ninguna distinción.

Por eso Dios espera del hombre una justa respuesta a su amor: “Nosotros le amamos a él, porque él nos amó primero” (1 Juan 4:19). Ese amor produce en nosotros, los creyentes, la obediencia de corazón. A esa obediencia Jesús y su Padre, quien también es nuestro padre, hacen eco, dejándonos aún esta nueva promesa: “El que me ama, mi palabra guardará; y mi Padre le amará, y vendremos a él, y haremos morada con él” (Juan 14:23). ¡Qué el Señor nos conceda experimentarlo ricamente cada día!

“Dios es amor; y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios con él” (1 Juan 4:16).

También Puedes Revisar:

Fuentes Bibliográficas.
“La Buena Semilla”, meditaciones cotidianas de la Biblia para el año 2010. © Ediciones Bíblicas “La Buena Semilla” 1166 Perroy (Suiza).
Publicaciones Diarias en horario de 09:00 a.m.y de 4:00 p.m. (Zona horaria UTC or GMT -05:00) ¡¡¡Gracias por tu Visita y No olvides regresar!!!

Comentarios

Entradas más populares de este blog

El Fruto, sus partes y tipos de frutos. La Semilla, partes. Diseminación y Germinación.

Análisis de las Corrientes Literarias de la Literatura Peruana